Esta es una preparación súper sencilla y refrescante.

La haces así: en la licuadora o minipimer procesas  8 hojas de menta fresca, 2 kiwis pelados, 1 puñado de espinacas picadas, 2 cdas. de semillas de chía y 1 taza de agua hirviendo. Podes endulzar el batido con miel, mascabo o stevia.

Llevas la crema a un bol y le sumas 1 cda. de yogur natural (puede ser vegano también), 1 puñado del mix proteico (ver receta en el blog) y trozos de fruta fresca. La dejas enfriar un ratito y a disfrutar!!

AnteriorSiguiente

Andrea Lizarraga

Soy licenciada en nutrición (UNC), profesora de danza y de Tai Chi, terapeuta corporal (posgrado en el Instituto de Psicoterapia Corporal), especialista en alimentación plant based (posgrados en alimentación adulta y pediatría), formada en Mindful Eating (formación impartida por Jan Chozen Bays), meditadora, estudiante de Medicina Tradicional China y eterna buscadora de conocimiento y prácticas psico-espirituales.

Oda al Tomate
Alcauciles Rellenos
Untable de Almendras